Moverse por Barcelona como si fueras local

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Depende si buscas opciones más económicas, más rápidas o más cómodas. Barcelona tiene multitud de alternativas de transporte para que puedas moverte con tranquilidad. Estos son los principales servicios para todas las necesidades y bolsillos.

Barcelona tiene una potente red de transporte público que aglomera tren, metro, tranvía, autobuses y el teleférico de Montjuic. Para fomentar su uso existen diferentes tarjetas con las que viajar de manera económica. Funcionan por zonas, siendo el área metropolitana la zona 1. En la página web  de la TMB puedes consultar todos los horarios, tarifas y acceder al mapa de la red.

Metro  

El metro de Barcelona es el transporte más utilizado. Es rápido, barato y llega prácticamente a toda la ciudad. Tiene ocho líneas y el billete individual tiene un precio de 2,40€. 

Está abierto de lunes a jueves, domingos y festivos de 5 de la mañana a 12 de la noche; los viernes y víspera de festivo de 5 de la mañana a 2 de la mañana y los sábados el servicio es ininterrumpido. 

Si vas a viajar mucho te recomendamos otras opciones como bono T-casual (diez viajes) por 10,20€ o los abonos turísticos por días Hola Barcelona. 

Autobús 

Más de 80 líneas de autobús recorren todas las zonas de la ciudad. Es una de las formas de moverse por Barcelona más popular: llega a todos los rincones y tiene servicio tanto de día como de noche (Nit Bus).  Además, todos los vehículos están adaptados para personas con movilidad reducida. 

Los billetes y tarjetas son de la TMB y también funcionan en el metro, tren y tranvía.  

Para ir al aeropuerto, el servicio oficial es Aerobús. Tenemos salidas desde Plaça Catalunya cada 35 minutos los 365 días del año y las 24 horas del día. 

Tren y tranvía 

Otra buena opción para combinar con autobuses y metro son los trenes y los tranvías. Dependiendo a donde vayas te compensará ferrocarriles gestionados por la Generalitat de Catalunya (FGC) o los cercanías de Renfe, Rodalies de Catalunya.

Desde el año 2004 funciona de nuevo el tranvía o Tram (que dejó de funcionar en 1971). Es accesible, ecológico, rápido y confortable. Hay dos líneas: el Trambaix y el Trambesòs.

 

Si vienes en tu propio vehículo ten en cuenta que prácticamente no existen aparcamientos gratuitos: deberás pagar la zona azul o verde en la calle o un parking privado. Por eso nuestra recomendación es que evites el coche particular en Barcelona. 

Si aún así prefieres moverte por tu cuenta pero no tienes coche propio, puedes desplazarte en taxi, bici, moto o simplemente caminando.  

Taxi 

Amarillos y negros: los taxis son todo un emblema de la ciudad de Barcelona. Encontrarlos es muy sencillo, aunque en las zonas céntricas (Ramblas, Barrio Gótico, Plaça Catalunya, Paseo de Gràcia) los fines de semana se complica. El precio medio del viaje se estima en 9€, aunque depende del trayecto y de la zona. Ten en cuenta que en el aeropuerto o en las estaciones de tren las tarifas aumentan.  

Alquiler de bicis 

Barcelona cuenta con carril bici muy bien acondicionado que recorre toda la ciudad. En los meses primaverales con la llegada del buen tiempo, el uso de la bicicleta se hace muy popular. Es un modo sostenible y barato para moverse por Barcelona.

Hay un servicio público de alquiler de bicicletas: BICING, en el que puedes pagar una cuota anual y usar las bicis desplegadas por toda la ciudad en cualquier momento. Para turistas que se vayan a quedar menos de un año hay empresas privadas que ofrecen alquiler por horas, días e incluso semanas.  

Alquiler motos eléctricas

Barcelona se une a la moda de otras ciudades europeas con el alquiler de motos eléctricas por minutos: facilidad de uso, comodidad del servicio y opción muy barata. ECooltra y YUGO son las más reconocidas para moverse por Barcelona.  

Si tienes carnet de moto o coche puedes hacer uso de este servicio a través de la app. Las tarifas están entre los 17 y los 25 céntimos por minutos: ¡casi tan barato como el metro!

A pie  

La opción más económica y sostenible es caminar por las calles de Barcelona. El clima mediterráneo y el tamaño relativamente pequeño de la ciudad acompañan a que puedas recorrerla andando sin ningún problema. Si viajas a Barcelona como turista puedes consultar algunos de los paseos temáticos por los barrios de la ciudad. 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email